Planes de menú para perder peso

La pérdida de peso requiere que consuma menos calorías de las que quema. Algunas maneras de consumir menos calorías incluyen controlar el tamaño de sus porciones, cambiar sus métodos de preparación de alimentos y cambiar de alimentos altos en calorías a alimentos bajos en calorías. Un plan de menú diverso y flexible para perder peso incorpora todas estas estrategias. Si tiene problemas de salud, hable con su médico o un nutricionista sobre un plan de menú de bajas calorías.

Los planes de menú más eficaces para perder peso priorizan sus necesidades nutricionales diarias. Evite menús que le corten un grupo de alimentos saludables, como los carbohidratos, o que restrinjan su consumo de verduras y frutas frescas. El plan de dieta mediterránea cuenta con ingredientes diversos, frescos, enteros de los cuales usted puede elegir para hacer una comida. Centrar cada comida alrededor de frutas frescas, verduras, una porción de granos enteros sin azúcar, una porción de proteínas vegetales, hierbas, especias y aceite de oliva. Coma mariscos, especialmente pescados grasos, por lo menos dos veces por semana. Limitar el consumo de aves y productos lácteos a una porción moderada diariamente. Evite la carne roja y dulces tanto como sea posible.

Los mejores planes de menú para perder peso permiten calorías suficientes para que usted pueda perder peso gradualmente. Si corta 3500 calorías de su dieta semanal, perderá alrededor de 5 libras. por mes. Adopte un plan de menú que tiene un mínimo de 1.500 calorías diarias para las mujeres de altura promedio y nivel de actividad. Los hombres de altura promedio y nivel de actividad deben consumir al menos 1.800 calorías. Su plan de menú debe incluir un montón de alimentos a base de plantas, pero menos alimentos bajos en calorías y nutrientes, como dulces, refrescos, comida rápida, alimentos fritos, carne procesada, productos refinados de harina y bocadillos que contienen grasas trans Y grasas saturadas.

Usted puede ganar peso incluso comiendo sólo los alimentos más saludables si no hace ejercicio de restricción. Seleccione un plan alimenticio para pérdida de peso que permita alimentos bajos en calorías, llenos de fibra, como verduras de hojas verdes, cítricos, bayas, zanahorias, granos enteros sin azúcar y frijoles. Estos alimentos hacen que se sienta lleno, lo que ayuda a restringir la ingesta de alimentos de mayor contenido calórico, como productos lácteos y grasa. La dieta No-Fad de la American Heart Association recomienda que los adultos sanos consuman al menos 4 1/2 tazas de productos frescos todos los días. Coma por lo menos 7 onzas. De mariscos cada semana. Consumir 3 oz. De granos enteros sin azúcar diarios. Cada semana, comer por lo menos cuatro porciones de semillas, nueces y legumbres. Reduzca su ingesta de sodio a menos de 1.500 mg por día.

Los mejores planes para perder peso tienen recomendaciones más allá de los alimentos que consume. Abordan los métodos de preparación, como cocinar al vapor o asar los alimentos en lugar de freírlos. Aclaran recetas tradicionales, utilizando caldo, hierbas y especias en lugar de crema o grasa en salsas y sopas. Los planes de menú incluyen bocadillos saludables consistentes en productos frescos y granos enteros que te mantienen energizado durante todo el día. Los planes más eficaces hacen hincapié en el ejercicio como una forma de quemar más calorías, mantener la pérdida de peso y mejorar su salud en general.

Dieta equilibrada

Ingesta Calórica

Control de porciones

Consideraciones